Archive

Archive for the ‘Economía’ Category

El milagro islandés

11 marzo, 2012 2 comentarios

A raíz de este artículo que he leído en El País, la verdad es que estoy un poco cansado de esta historia del milagro islandés. A nadie cabe duda que lo que han hecho es valiente: encerrar a los banqueros y decir a todos los acreedores internacionales que no van a cobrar (fondos soberanos británicos y planes de pensiones de medio mundo tenían sus capitales invertidos allá). Instaurar la sostenibilidad económica. Empezar de cero.

Puede ser inteligente para un país de sólo 320.000 habitantes, porque el impacto de su economía (muy grande en términos de PIB respecto a su población) ha sido relativamente pequeño en los flujos económicos mundiales. Un país que además se puede permitir ese tipo de actuaciones porque no está a merced de las obligaciones (ni derechos) de la UE ni organismos similares, siempre han sido lo bastante independientes como para permitirse tomar sus propias decisiones. Esto sí que me ha parecido inteligente por su parte. ¿A que se arriesgaban, a que los invadieran los británicos?

Pero si todo el mundo hubiera hecho lo mismo a escala planetaria ahora creo que nuestra civilización estaría en llamas. Nos han metido, o nos hemos metido, en una trampa en la que la mayoría de los países hemos tejido una interdependencia los unos de los otros que ha hecho que la madeja sea muy difícil de soltar. Es posible que, de todas maneras, nos estemos dirigiendo a una hoguera. O ya estamos en ella y tardemos en ver el fuego apagado. Pero de ahí a que el modelo islandés sea el ejemplo a seguir, no sé yo… es una opinión humilde de alguien que no es un experto en estos temas.

Bueno os dejo con el artículo: http://internacional.elpais.com/internacional/2012/03/09/actualidad/1331323885_752952.html

Y una foto de las que me traje de mi viaje a ese maravilloso país:

Categorías:Economía, Política Etiquetas: ,

Cambio viaje a Tokyo por cafetera

14 septiembre, 2010 Deja un comentario

Todo sonaba muy bien cuando mi amigo Luis, que por aquel entonces era Director en la oficina bancaria de la que yo era cliente, me propuso contratar una tarjeta con condiciones especiales, de esas que te van dando puntos según tiras de tarjeta y luego poder canjear los puntos por regalos, en este caso viajes y productos para casa. “Con todo lo que te gusta viajar, seguro que en poco tiempo reúnes los puntos suficientes para conseguir un buen regalo”.

Vaya que si los conseguí, en unos 24 meses ya tenía puntos suficientes para un viaje en avión de ida y vuelta a Tokyo, uno de esos destinos de ensueño que tengo pendiente. Porque, evidentemente, el tema tenía trampa y el viaje no lo pude hacer. Para cuando conseguí reunir los puntos necesarios era finales de verano y las fechas para los vuelos no me cuadraban bien así que lo dejé pasar al tiempo que seguía acumulando puntos. De cuando en cuando consultaba el extracto de puntos en internet y aquello iba para arriba, hasta los gastos más superfluos los pagaba con la super-mega-tarjeta de crédito, “para otro vuelo”, pensaba yo.

Un mal día llegó un extracto de puntos por correo postal, “qué raro, no me habían mandado nunca ninguno” pensé. Y al abrir el sobre, venía un regalo inesperado: “puntos redimidos: 2000”. La verdad, dudé: “qué leches querrá decir redimidos”, hasta de diccionario tuve que tirar antes de ser presa de la ira y entender lo que mis ojos estaban viendo, que 2000 puntos habían volado de mi cuenta. La operadora de la atención telefónica me dijo que los puntos habían caducado por no usarlos y que por eso me los habían quitado. Típica cláusula en letra pequeña de la que nadie te habla, ni te mandan un aviso con antelación a su caducidad (creo que hasta en Travel Club lo hacen). No hubo nada que hacer, ni conseguí que la teleoperadora entrara en razón ni mi amigo Luis pudo hacer nada porque la empresa que gestionaba los puntos y regalos, me dijo, era indepediente del banco y él no tenía poder sobre ellos.

Así que todo mosqueado tiré de catálogo, pedí una cafetera de esas que muelen grano y llevan su dispensador de agua y depósito para posos, etc. Una gozada de cafetera que cada mañana me recordaría “estoy aquí porque eres tonto, tonto del culo, y te han birlado un viaje a Tokyo”. Una vez tuve la cafetera instalada en la cocina llamé por última vez a mi querida amiga la teleoperadora en la empresa roba-puntos para dar de baja la tarjeta. Me pidió que si tenía inconveniente en que me pasaran con el departamento de bajas para hacer una pequeña encuesta de satisfacción al cliente. “Por supuesto, lo estoy deseando”. Me preguntaron por el motivo por el cual me daba de baja. Me fastidió bastante que no lo supieran, que no tuvieran al menos un registro de la queja que interpuse cuando llamé la primera vez cuando descubrí los puntos robados. Así que contesté con una pregunta:

“Si a usted le dan a elegir entre un viaje a Tokyo y una cafetera, ¿con qué se queda?”
“¿Perdone?”
“Que si le dan a elegir entre un viaje a Tokyo y una cafetera, ¿con qué se quedaría? Con el viaje, ¿verdad? Pues yo tuve que quedarme con la cafetera, así que apunte eso e investigue usted misma los motivos en su base de datos. Adios.”

Tokyo café

Adios por siempre jamás. La puñetera cafetera del demonio se fastidió dos veces, a la segunda, ya fuera de garantía, la llevé al Garbigune (punto limpio), la lancé por los aires hasta que vi cómo se partía en mil pedazos al caer en el contenedor donde otro montón de electrodomésticos la iban a acompañar. Ahora tengo una cafetera de esas automáticas y monodosis a la que no voy a hacer publicidad aquí y tan contento.

Sigo ahorrando para mi viaje a Tokyo, algún día iré, pero al menos la cafetera que todas las mañanas me recordaba lo que pudo ser y no fue ya no está ahí.

Todos los hechos contados en esta historia son verídicos pero el nombre de mi amigo en la oficina bancaria, llamémosle Luis, ha sido alterado.

Categorías:Economía, Viajes Etiquetas: , ,

La desprotección del consumidor y ¿qué hace la CMT?

20 septiembre, 2009 1 comentario

Hoy he recibido un SMS que decía, más o menos (raudo y veloz lo he borrado):

Tiene un mensaje sin leer, si quiere leerlo mande LEER al patatín-patatán

vodafone_710

y digo yo, qué manera más burda de pretender sacar dinero a la peña. ¿Cuánto habría costado caer en la trampa, un euro, dos euros? Mientras pagamos los accesos más caros de la Unión Europea a internet comparativamente con el salario medio, las operadoras de telecomunicaciones roban a sus usuarios y se burlan de ellos. En este caso concreto son 2 empresas las implicadas: la prestadora del servicio, la que envió el SMS y pretende sacar pasta (¿cuántos miles de personas habrán caido en la trampa?) y la proveedora, en este caso Movistar, Vodafone o cualquiera de las demás operadoras de móviles de este país que han cedido su infraestructura para que la primera monte su chiringuito. ¿Cómo pueden las operadoras permitir que este tipo de empresas hagan uso de su infraestructura para montar tan burda estafa? ¿y qué hace la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones mientras tanto? todos miran a otro lado, y nosotros a pagar.

Esto se solucionaría obligando a todos estos servicios de pago a cumplir 4 requisitos para que puedan operar:

– La primera, proveer a los usuarios de una vía gratuita y universalmente accesible (o sea, por ejemplo con una llamada a un número gratuito, nada de burofaxes a no sé qué número que nunca contesta) para saber de dónde han sacado nuestro número de móvil para enviarnos el mensaje-engaño.
– La segunda, una vía con las mismas características que nos posibilite darnos de baja.
– La tercera, conocer el domicilio fiscal de la empresa prestadora del servicio, por una vía análoga.
– Y por último, notificar al usuario, previo uso del servicio, el coste que le va a suponer su uso. Más o menos esto ya se ha conseguido en TV, con una letra pequeña y fugaz, algo es algo, e incluso en los cajeros automáticos donde ya nos dicen si nos van a clavar una comisión o no antes de sacar dinero de los cajeros.

Por qué, ¿por qué cuesta tanto poner en marcha este tipo de regulaciones? ¿qué falla en el marco legislativo actual para que este tipo de normativas, tan básicas y coherentes por otro lado, se pongan en práctica?

La gripe aviar, la porcina AH1N1… ¿un montaje?

Recuerdo haber leido textos y visto documentales acerca de teorías conspiratorias en torno a lo que sucedió en 2001 en las torres gemelas de Nueva York, ahora la historia se repite con la pandemia de gripe A o AH1N1, ¿qué opináis? lo cierto es que aquí no se ha paralizado el país como en otros sitios ha sucedido, dicen que porque ya está fuera de control, no será más bien porque no es tan mortal como decían…

Los nuevos planes de Obama

Pudiera parecer que estoy obsesionado con el recién nombrado presidente de los Estados Unidos. Pues sí, lo estoy, porque creo que para bien o para mal su país ha determinado todo lo que ha sobrevenido al resto del planeta en los últimos años, la verdad para quien crea que eso no es así tenéis abajo un espacio para dejar vuestros comentarios y podríamos debatir los porqués.

De todas maneras la intención de mi post es dar a conocer el primer discurso oficial que se ha emitido desde la Casa Blanca. Parece que el nuevo presidente de USA se ha puesto a trabajar desde el mismo momento en que ha ocupado la poltrona, esperemos que toda la esperanza que el planeta entero parece haber depositado en este hombre no quede en saco roto, que es lo que me temo que terminará ocurriendo, porque de una manera u otra los políticos terminan siempre defraudando a los electores.

Por de pronto las líneas maestras de sus planes, y es por eso que cada vez me va gustando más lo que se va desvelando de su política, son unas inversiones en infraestructuras para modernizar el país y mejorar las prestaciones sociales tanto en el sistema de salud como en las coberturas para desempleados, casi inexistentes en USA. Pero lo que más me está sonando a música celestial y que habrá que ver si el país es capaz de llevar adelante es lo primero que comenta en el discurso, que es reducir lo más posible la dependencia energética del exterior mediante un determinado impulso a las energías renovables, lo cual debería por un lado mejorar el déficit por cuenta corriente del país, evitar en el futuro guerras absurdas e innecesarias como la de Iraq (esto es de cosecha mía, no lo ha dicho él – ¿pero alguien duda de que era petróleo lo que los americanos buscaban allá?) y colocarse por fin en una senda que le permitiría adherirse a protocolos como el de Kyoto y del que su antecesor simplemente no entendía nada de nada.

Otra iniciativa muy interesante ha sido el abrir un nuevo sitio web donde el gobierno va a dar cuenta de cuánto dinero manejan y en qué lo gastan.

Os dejo con éste su primer discurso desde la Casa Blanca, que ha sido publicado en Youtube en alta definición:

No English breakfast any more!

17 enero, 2009 2 comentarios

Aquí nos parecerá que no se oye hablar de otra cosa que de la crisis, pero en un reciente viaje por trabajo que he tenido que hacer a Leicester (Reino Unido) he descubierto de primera mano que allí las cosas ni están mejor que aquí, ni desde luego el tema de conversación es mucho más variado que el nuestro. A una libra en caida libre que parece no tener fin (la paridad con el euro es casi una realidad), se unen las desastrosas previsiones macroeconómicas (recesión, ¿a alguien le suena?), un paro en aumento (2 millones de desempleados – uno menos que en nuestro país y eso que tienen 65 millones de habitantes frente a los 45 de aquí), una inflación en aumento debido a un mayor coste de las importaciones (4.5%, directa consecuencia de una libra devaluada).

Leicester Clock Tower

Leicester Clock Tower

Analizados cada uno de estos puntos por separado, uno llega a la conclusión de que en este mundo globalizado no todo es tan global como creemos o al menos, no tan homogéneo.

En efecto el mercado laboral británico siempre se ha mostrado más dinámico que el europeo y no digamos que el español, criticado desde las trincheras del neoliberalismo por la poca flexibilidad laboral que muestra. En este sentido siempre han estado varios puntos por debajo de la tasa de paro europea y siempre más cerca del modelo norteamericano, por tanto es para ellos una verdadera catástrofe, mucho más que aquí, esos 2 millones de parados, dado que las ayudas del gobierno a parados y necesitados, no lo podemos negar, no llega a nuestros niveles.

Con la libra no lo tienen mucho mejor, no quisieron oir hablar del euro cuando pudieron entrar dado que eso hubiera supuesto para ellos una necesaria devaluación de su moneda para cumplir la tan necesaria convergencia. Ahora se encuentran con que esa devaluación se ha dado por sí sola, al no poder un empequeñecido (otrora poderoso) Banco Británico hacer frente a la terrible caida de su divisa por más empeño que han puesto. La cosa ha llegado hasta tal punto que ahora pedir un café o un sandwich ya no es motivo de alarma para un menda de visita por Reino Unido, los precios, son ya similares. No quieren ni oir hablar de salir de viaje este verano que viene, ¿cómo lo iban a hacer, si todo lo encuentran un 30% más caro y las perspectivas son que todo irá a peor? mientras tanto no sé qué pasará en España (uno de los principales destinos turísticos para los británicos) este año si los ingresos por turismo se van a pegar la leche que parece que se van a pegar. Pero los ingleses erre que erre, dado que somos los demás los que vivimos en una isla, no quieren oir hablar del euro aún. Despejado el fantasma de la devaluación ahora se aferran a que al menos siguen teniendo un arma del que los países integrados en el euro no disponen: manejar los tipos de interés a voluntad.

Tal y como van las cosas, me pregunto qué harán cuando pongan los tipos cercanos al 0%, la economía siga sin reaccionar, y entonces no los puedan bajar más. ¿Dirán entonces que sí al euro? espero que para entonces nosotros no hayamos regresado a la peseta y levantado muros de piedra en nuestras fronteras.

En el hotel tampoco había English Breakfast, se acabaron las salchichas, huevos fritos, fiambres y revueltos. Se terminó el porridge. Y es que como me decía June, una mujer que me presentaron en el Birstall Social Club que no dejó de hablar ni en el rato en el que me ausenté para ir al WC, ellos no pueden andar levantándose una hora antes para preparar semejante cantidad y variedad de comida.

Será eso y ni Rajoy ni Zapatero se han enterado.

PD: acabo de leer este “catastrofista” artículo sobre la situación económica de Reino Unido en El País, que he decidido publicar aquí, ¿qué opináis?

La excepción británica se acaba

Categorías:Economía, Política, Viajes Etiquetas: , ,

You wouldn’t by our shitty cars

13 diciembre, 2008 2 comentarios

My friend David from the USA sent me by e-mail this ad, it shows how Americans see this huge, terrible, crisis that is hitting their car industry. I think many people in the country do not trust the official reasons being spread by the media as for why money has to be given to these industries, apparently for free.

You wouldn't buy our shitty cars

You wouldn't buy our shitty cars

This is a very complex issue. My view here in Spain may be different from that of my friends in the USA. My company produces and sells industrial equipment for catering, etc. Our products comply with all EC safety regulations, standards, and so but they do not seem to be OK to be sold in the US market. We’ve been trying to introduce our products in the US market with no success for many years since we are required to fulfill a huge range of regulations, health and safety standards, which seem to be changed every time we try to adapt our products to them, etc. These rules of course differ from those existing in Europe. I bet none of both can convince the other side that their regulations are safer, better, than the others. So what’s the deal? protectionism! companies pay lobbyists so they put pressure on the Governments who dictate the rules. Then you prevent those companies from really competing in the market, they do not necessarilly become better and try to optimize their products and processes because they do not need to: the Governments protect them and keep them safe at home. And when bad times come they cry for help. Those foreign companies selling cars in your domestic market have done so thanks to many Government-level agreements, because they relaxed the protectionism rules without giving the time to GM etc to adapt. They do not need to and thought somehow Uncle Sam would save them at the last.

I am sure that US companies trying to sell their products in Europe will be facing the same protectionism rules. My company has spent hundreds of thousands of euros in obtaining certificates from many US authorities but we are still in the process. This is crazy and nonsense if we are talking about globalism and open markets.

Important note: the opinions expressed in this post are solely mine and private and do not necessarilly express my organization’s point of view of the issue.

Categorías:Economía, Política